Aunque a día de hoy aún nos encontremos con informaciones erróneas lo cierto es que las ETS o enfermedades de transmisión sexual no sólo se puedes contraer manteniendo relaciones sexuales. El simple contacto entre boca y genitales podría suponer el riesgo de dicho contagio. Hablamos especialmente de enfermedades como sífilis, gonorrea, herpes simples y el virus del papiloma humano (hpv). Pero, ¿Qué tendrá que ver el tratamiento invisalign con todo esto?

Primeramente tenemos que señalar que algunas de estas enfermedades aún no conocen cura, pero si existen diversos tratamientos. Desde Iván Malagón Clinic recomendamos visitar lo antes posible la consulta de un especialista. Con mayor razón si creemos que estamos o hemos estado en riesgo. Por otro lado señalaremos en esta publicación diferentes síntomas que podrían advertirnos de que estamos ante una ETS.

Entre dichos principales síntomas cabe destacar dolor agudo en la garganta y dificultad a la hora de tragar alimentos y bebidas, heridas y marcas del tipo de herpes alrededor de la cavidad oral, aftas y llagas durante largos periodos de tiempo, específicamente en labios, encías, amígdala. Además amigdalitis, zonas con tonos pálidos y blancos, presencia de secreción amarillenta e inflamación y enrojecimiento.

Invisalign

Desde luego que a simple vista puede que nos parezca que tiene nada o poco que ver este tipo de enfermedades con un tratamiento de ortodoncia. Como hemos señalado en otras ocasiones el equilibrio y la armonía en nuestra boca es nuestra principal búsqueda con el tratamiento invisalign, además por supuesto de la correcta alineación de nuestras piezas dentales.

Acudir a revisiones periódicas cada cierto tiempo es vital para cualquier tratamiento. Pero además también puede ayudarnos a encontrar problemas y complicaciones como los generados por las anteriores enfermedades. ¿Acudir a la consulta del dentista sirve para detectar un posible cáncer oral? La respuesta es sí, y no sólo eso, también nos ayudará a identificar síntomas de cualquier ETS.