El Doctor Iván Malagón ha vuelto a conseguirlo. Como en todas y cada una de sus ediciones, el doctor ha conseguido la máxima categoría, Invisalign Diamond Doctor. Se consolida con esta victoria como el único doctor en España con la categoría más alta otorgada por Invisalign desde el año 2007. La máxima categoría otorgada durante 2007-2011 se denominaba Invisalign Platinum Élite, a partir del año 2012 esta máxima condecoración pasó a llamarse Invisalign Diamond Doctor.  Además reafirma su figura como top provider a nivel mundial.

Un triunfo más a los que se suman en las últimas semanas su participación como miembro activo de AAO (American Association of Orthodontics) y de WFO (World Federation of Orthodontist). Además, ya está confirmada su participación como coordinador y profesor experto. En el I Master Clínico en Ortodoncia Digital con la tecnología Invisalign.

Este logro sitúa al experto en lo más alto de la ortodoncia mundial, estando entre los doctores con más casos invisalign realizados en los últimos años. Por su trayectoria, experiencia y manera de enfocar la planificación de tratamiento, es el más recomendado por profesionales y pacientes.

 

““Tu mejor sonrisa no depende de unos alineadores o unos aparatos de ortodoncia. Sino de la experiencia, de la sensibilidad por la estética y las proporciones del profesional que te vaya a tratar”

 

Dr. IVÁN MALAGÓN.

 

Invisalign

Si por algo ha apostado el doctor Iván Malagón a lo largo de toda su trayectoria es por la armonía entre la estética y la salud oral de sus pacientes. Cosa que, por supuesto, no depende de unos alineadores ni de la tecnología invisalign, sino de cómo se maneje. Es el propio doctor el que, mediante su conocimiento y habilidad para crear equilibrio, es capaz de conseguir resultados extraordinarios, siempre desde la naturalidad.

Invisalign como técnica de ortodoncia invisible es el tratamiento estrella en la actualidad. La ortodoncia que ofrece unas mejores prestaciones para corregir cualquier problema de malposición dentaria y/o maloclusión dental. Combina así la mayor discreción estética posible con una efectividad realmente alta para casos muy variados y exigentes.